martes, 12 de febrero de 2013

NOTICIAS DE LA FUENTE DE LA CANILLA DESAPARECIDA HACE YA CASI UN SIGLO (1)




Hace ya tiempo José Luis Garaizabal nos habló en este blog del desaparecido manantial de la Canilla, que muchos hemos conocido, aunque con un muy tenue chorro de agua, en el andén de la estación en dirección a Santurtzi, donde queda su huella.
Tras muchas horas investigando sobre la tan cantada fuente portugaluja, en planos y documentos del Archivo Histórico Municipal, en los archivos de Surposa, en el Registro de la Propiedad, y en todas las fotos existentes de la zona del muelle viejo, ha situado exactamente donde estaba la fuente con su forma circular (el manantial apareció al desaparecer esta con la construcción de la estación y el túnel del ferrocarril) aunque falta de conseguir una fotografía de la misma.
Con todo el material utilizado nos ha adelantado un primer borrador sobre el mismo, cuya portada abre estas líneas, y que en cuanto solucionemos ciertos problemas técnicos lo subiremos a la Biblioteca Digital Portugaluja.
No obstante y antes de seguir en los próximos días con la información que nos ofrece queremos situarnos en esa parte de Portugalete y cómo estaba hace un siglo, para lo cual reproducimos la página 9 de dicho trabajo.
Nos presenta dos panorámicas tomadas desde el mismo lugar al otro lado de la ría, donde destaca, a la izquierda, con el nº 1 la situación de la fuente de la Canilla. Tenía delante la ría con el nuevo dique, nº 9, construido tras el relleno del antiguo, que aparece en la pintura superior, y estaba junto a la casa de la familia Ibarreña, nº 2, (debemos recordar que Enrique Ibarreta el célebre explorador del Pilcomayo comido por los indios pertenecía a la misma).
El pabellón con el nº 7, se había construido cuando tras finalizar el muelle de hierro. Churruca proyectó la iluminación de la ría desde la Punta hasta la desembocadura del rio Galindo con lámparas de arco voltaico cada 200 m. Para ello construyó ese pabellón, situado delante del camino que conducía desde el Muelle Viejo al ferrocarril de Galdames en Azeta, instalando en él las correspondientes máquinas motrices dinamoeléctricas.
El pabellón nº 3 utilizado al principio como estación provisional del ferrocarril, antes de construir la situada frente a la plaza, servía de cocheras.
La casa nº 4 desaparecería posteriormente pues estaba situada junto a la entrada del túnel y la nueva estación, cuya construcción cambió la fisonomía de la zona.
Las casas nº 5 y 6 eran las últimas de la alineación del muelle viejo y entre ellas se situaba la conocida popularmente como “casa del ataúd.

Seguiremos completando el tema con otras vistas, pues estas pueden dar la sensación de que la fuente estaba delante (hacia la ría) del edificio de Rialia, cuando donde realmente estaba es en su lado opuesto.


1 comentario:

  1. Un trabajo muy profesional! Zorionak!

    Miren Pradas

    ResponderEliminar