jueves, 14 de abril de 2016

TRAINERAS PORTUGALUJAS DE LOS AÑOS 20 Y 30: LA CANILLA EN 1930



Como ya dijimos Karla Llanos y José Luis Garaizabal han realizado un buen repaso a las páginas de los periódicos digitalizados, (fundamentalmente El Liberal y Euzkadi)  donde aparecen gran número de crónicas sobre regatas de traineras en las que participaba el club Portugalete F.C.
Como estamos preparando el siguiente libro de la Colección El Mareómetro sobre los años 30, empezamos por la última parte que nos ha enviado José Luis y que corresponde a 1930, en los ejemplares de julio y agosto de dicho año:

En 1930, la Junta Directiva del club Portugalete ve necesaria la construcción de una nueva trainera emitiendo una llamada a las portugalujas y portugalujos, ya que la trainera “Virgen de la Guía” era una “viejecita muy cansada por efecto de las duras luchas a que se le ha sometido, año tras año” y dado que Portugalete mantiene la llama de las únicas regatas oficiales y con el deseo de tener en propiedad la copa de la Diputación, “a ti nos dirigimos portugalujo; mírate bien por dentro, y si tienes algo más que el haber nacido en Portugalete, no tendrás más remedio que contribuir con tu dinero a la construcción de la que mañana puede traer la gloria para tu querido pueblo. A ver si esta temporada, ya próxima, baten su propio récord de 17’ 28 “, con la nueva LA CANILLA
En un mes, ya se habían recaudado 1.302 ptas. El día de San Roquillo, se celebró una regata para hacer una selección de remeros de cara a forma la tripulación para las regatas de El Abra, enfrentando a los de la “Virgen de la Guía” y a los de la “San Roque”.
Una delegación del Club y el alcalde Suárez, visitó a Juan Tomás de Gandarias para exponerle el deseo de la entidad de que una de sus hijas actuase de madrina en la ceremonia de bautizo de la nueva trainera “La Canilla”.
La trainera que había sido construida en los Astilleros Astondoa de la calle Mª Díaz de Haro, fue transportada a hombros de los remeros, precedida de txistu y tamboril y seguida de un inmenso gentío, la nueva embarcación fue transportada hasta los soportales del ayuntamiento, donde el sacerdote Enrique Domínguez procedió a su bendición. Ejerció de madrina María Victoria de Gandarias a quien acompañaba su madre y hermana Lola. Asistieron el alcalde y concejales así como miembros de la Directiva y personalidades, momento que recoge la foto superior. Puede decirse que la ceremonia fue presenciada por todo el vecindario portugalujo.
Verificada la bendición, la nueva trainera fue tomada de nuevo a hombros y conducida a la rampa que existía junto a la estación, donde se efectuó la botadura y unas pruebas.
Al finalizar los actos, en el salón de plenos de la Casa Consistorial, la madrina y sus acompañantes fueron obsequiados con un espléndido lunch, así como los demás invitados.
No fueron bien las cosas en la primera regata oficial, ya que quedó tercera a un minuto de Santurce y a 1’ 6” de la “Bilbotarra” de Kaiku que resultó ganadora. Todo quedó en el aire hasta que deliberó el jurado, ya que Santurce había tocado la baliza, acción que entonces estaba castigada. Al final todo quedó igual.

Es de agradecer el trabajo paciente de Jose Luis Garaizabal, y animamos a quien esté interesado y tenga tiempo, a entrar en nuestros enlaces, en este caso en LIBURUKLIK, biblioteca Digital Vasca y buscar las noticias de nuestra Villa

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada