martes, 14 de abril de 2020

LA ÉPOCA POSTINDUSTRIAL DE PORTUGALATE




Portugalete, como todo ser vivo, ha evolucionado siguiendo diversas etapas a lo largo de sus 700 años. Según los historiadores, hasta la mitad del siglo XV era un pequeño puerto en la desembocadura de la Ría y vivirían de la agricultura, la pesca y de auxiliar a las embarcaciones que tenían que salvar la barra. Entonces comenzó su actividad mercantil exportando el mineral de hierro vizcaíno y la lana castellana. A esta actividad hacia el exterior se añadió el mercado interior convirtiendo la Villa en el Max Center de las dos márgenes de la Ría y la zona minera (llamada “el Monte”) incluidos los domingos.
Y llegamos a la época industrial en la mitad del siglo XX. Con la llegada de los habitantes de otras provincias y de zonas de Bizkaia para trabajar en las fábricas de Altos Hornos de Vizcaya, La Naval, La General Eléctrica, la Babcock & Wilcox, la construcción, etc. la población portugaluja se hizo obrera y los propietarios del capital industrial se pasaron a la margen derecha de la Ría.
Y empezaron a surgir fábricas en la zona de Repélega, cambiando su imagen rural como vemos en la foto inferior:

CENTRIMETAL (después PORTUMETAL), c. Pando s/n. Dedicada a productos de cobre, fue fundada en 1950, con 360 trabajadores en plantilla y desde 2002 sociedad limitada laboral (extinguida) con un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) y deuda 9.000 € a cada uno de sus 60 trabajadores.

HIERROS ARBULU. En 1956, Tomás Arbulu, de Elorrio, compró en Portugalete una carpintería e instaló un tren de laminación, pasando a ser la comercial de Nervacero, que era la auténtica productora en terrenos de Trapagarán. En 1977 comenzó a tener pérdidas, en 1980 el Banco de Crédito Industrial (BCI) le denegó la ayuda de crédito solicitada y el 1 de enero de 2012 se disolvió.

EMPRONOR (Embuticiones Profundas del Norte). Se instaló en 1968 en Avda. Ballonti 9, sufriendo un incendio el 7 de marzo de 2019 sin víctimas. Contaba con 25 empleados.

ACEPROSA. Aceites y Proteinas, S.A. Se instaló en 1964 en Roturas de Pando s/n y luego se llamó MOYRESA hasta que la multinacional BUNGE trasladó la empresa al puerto de Cierbena, el 19 de abril de  2007, con 56 trabajadores, vendiendo su solar.

ANDRES SANTIAGO, S.A. (Pozo Pando s/n). Nació en 1945 con carácter familiar fabricando persianas de madera, luego de plástico y al final tuberías de PVC. En enero de 1990 tuvo un incendio sin víctimas. Llegó a tener 60 trabajadores en plantilla. En 1999 contrajo una deuda de 4.500 millones de pesetas y suspendió pagos.

Talleres BAKELAN, SA (Pozo Pando 17). Se creó en 1963 para fabricar productos de caucho y plásticos. Se declaró en concurso voluntario de acreedores el 21 de diciembre de 2011.

LANTEC. Esta empresa ocupa los locales de tres pequeñas empresas, AME, SIME y SAMECA, en Avda. Ramón y Cajal 74, cuyos edificios fueron considerados fuera de ordenación. Después de varias huelgas y sanciones los trabajadores fueron despedidos definitivamente.

TALLERES URBASA. Fabricante de transportadores por gravedad y de cinta. El Gobernador civil de Vizcaya ordenó que esta empresa fuese precintada en mayo de 1967.

TASIO

P.D.

Relacionado con este tema, quisiera matizar las afirmaciones de José Andres Vitores, en dos entradas recientes en este blog, el 28 de febrero y el 10 de marzo.
Sobre su amigo Joseba Atxa Ugarte, que estuvo de sacerdote coadjutor en la parroquia de Nuestra Señora de Nazaret un año entre 1967 y 1968, cuando dice: “Con su apoyo pudo formarse la Coordinadora de las empresas de la zona industrial de Portugalete, integrada por las entidades más importantes de la época como Talleres Urbasa y otras, que en total empleaban cerca de 1.500 trabajadores.”
Es imposible que Joseba hiciese algo de esto si supiese, como sabía, que una Coordinadora de empresas era una agrupación de empresarios capitalistas que se unían para reprimir las reivindicaciones de sus trabajadores agrupados en su Coordinadora de fábricas creada en 1976 con 100.000 miembros. Tres obreros representaban como delegados a sus compañeros de Talleres Urbasa, Aceprosa y Agruminsa.
Tampoco creo que aceptaría que José Andrés figurase en su reciente libro “Los Matacabras” como “el industrial más importante de Portugalete”, al fundar junto a otros tres socios en 1995 Laser Bidez S.L en Trapagarán.



No hay comentarios:

Publicar un comentario